¿Cuáles han sido los retos más relevantes en materia de comunicación que has tenido que afrontar a lo largo de tu experiencia profesional?

Han sido muchos, pero creo los retos mas importantes en comunicación son relativos a personas y reputacionales, porque tienen un impacto mucho mas profundo y deben tratarse con la mayor seriedad. Recuerdo especialmente el que vivimos durante el proceso de integración del Grupo
Merck con Serono. Toda fusión conlleva múltiples matices, interlocutores, implicaciones… tanto internos como externos y sin duda se convierte en una gran oportunidad para posicionar a la compañía y a sus ejecutivos como verdaderos lideres ante circunstancias complejas.

¿Cómo has vivido la evolución tecnológica y social y cómo te has adaptado a los nuevos retos de visibilidad?

La tecnología está presente en todo. La inmediatez y la omnicanalidad marcan nuestro modo de comunicarnos. Es apasionante y una gran oportunidad para posicionarnos. Yo, como no nativa digital, vivo esto con gran curiosidad y encantada por la gran oportunidad de poder llegar a miles de personas de una manera directa, personal e inmediata.

¿Qué ha supuesto para las organizaciones en las que estás involucrada el paradigma de la transparencia y la conversación directa con los diferentes públicos?

La sociedad es mucho más abierta, interactiva, ávida de ser escuchada e informada de un modo directo y veraz. La transparencia es el valor más apreciado y una institución sin transparencia no logrará el compromiso y el apoyo de todos sus públicos. La sociedad demanda otro tipo de relación empresa-sociedad y así nos lo hace saber, y cada día con más contundencia.

¿Cuál crees que es el papel actual de los medios de comunicación y su influencia como generadores de opinión pública?

Como consecuencia de los nuevos medios digitales, los generadores de opinión publica ya no son en exclusiva como en el pasado los medios de comunicación. Bloggers, infuencers, etc., han adquirido un papel muy relevante, principalmente en las nuevas generaciones que ya no se informan ni comunican a través de los canales tradicionales. El principal reto es la calidad. Las fake news están creando un nuevo paradigma, un nuevo reto al que tenemos que enfrentarnos como sociedad.

"Un líder empresarial sin habilidades de comunicación es un mero gestor"

Desde tu posición, ¿cuál crees que será el siguiente paso en la comunicación, qué nueva revolución espera de este sector para que siga contribuyendo a mejorar la relación de empresas e instituciones con la sociedad? 

La tecnología ya ha puesto en nuestras manos múltiples opciones, universales y asequibles para comunicarnos. Ahora creo que estamos obligados a analizar los límites. La ética debe está por encima de la tecnología, porque la tecnología en cualquier ámbito, profesional, personal, de ocio, debe tener a la persona en el centro, no por encima o sustituyéndola. Como mencionaba antes, sin transparencia y sin confianza no podremos avanzar como sociedad. No es un problema tecnológico, es un problema de confianza. Aunque sin duda la tecnología nos traerá innovaciones, solo serán medios: lo importante es el contenido, la credibilidad y la confianza.

¿En qué medida los líderes empresariales necesitan tener habilidades en materia de comunicación y aquellas relacionadas con el entorno digital? ¿Cómo han avanzado en este sentido los consejos de administración?

Un líder empresarial sin habilidades en materia de comunicación, no es un líder; es un mero gestor con más o menos éxito. Un verdadero líder tiene que generar confianza a través de su comunicación y sus actos, y esta confianza sostenible en el tiempo solo se logra con transparencia. En este sentido están avanzado mucho los Consejos de Administración pero todavía queda camino por recorrer hacia el dialogo abierto, transparente y continuo con todos los agentes.

¿Cuáles son los retos que exige la gobernanza corporativa para las empresas en el futuro?

La Gobernanza corporativa vela por la sostenibilidad/viabilidad de las compañías a medio/largo plazo aunando intereses de todos los agentes que mencionábamos antes; y uno de los pilares del buen gobierno corporativo es explicar, es transparencia, es tener en cuenta los intereses e impacto en todos los agentes a la hora de definir el plan estratégico de la empresa y toma de decisiones. Uno de los grandes retos es incorporar la tecnología, la digitalización, no como un fn, sino como un medio para conseguir mayor agilidad, competitividad, diferenciación. Otro reto es la innovación disruptiva, con nuevos actores no tradicionales, nuevas reglas de juego en el orden geopolítico, en diversidad e inclusión. Retos asociados a las características de este siglo XXI que está revolucionándolo todo.

Consejera independiente de Acerinox, Bankia, Ezentis y Viscofan @LauraGMolero

Perspectivas wellcomm 2019
Eva Levy
Next Post

Deja un comentario